Inicio Hermenéutica Principios básicos para Interpretar la Biblia - Parte 1 y 2

Principios básicos para Interpretar la Biblia - Parte 1 y 2 PDF Print E-mail
User Rating: / 1
PoorBest 
Temas - Hermenéutica
Friday, 06 February 2009 10:24

Principios básicos para interpretar la BibliaParte 1

Por Alejandro A. Romero

La Biblia es un libro que debemos obedecer. Ahora vamos a ver como debemos leerla. Algunos lectores se aceran a la Biblia de la siguiente manera:

  • Lectores desesperados: no la entienden.
  • Lectores distorsionados: Que tuercen el texto.

Los siguientes principios de interpretación no son arbitrarios, sino que surgen de la misma Biblia. Sabemos que Dios ha hablado. La pregunta es ¿Cómo?:


1- El principio de la sencillez: Buscando el sentido natural

  • Dios se comunica por medio del lenguaje hablado. Hebreos 1:1. Dios habla por la naturaleza pero también por medio del lenguaje. El desea que se le entienda. Dios no habla a través de su palabra oscuramente lo hace de manera sencilla. Así lo entendieron los reformadores. Pedro decía que hay cosas difíciles de entender 2Pedro 3:16. Eso nos demuestra que se requiere de la asistencia de un maestro.
  • Dios quiere comunicarse, y lo hace por medio de palabras, debemos buscar el sentido natural de las palabras.
  • Sin embargo, el sentido natural no es siempre el literal. Juan 3:1-15; Juan 6:53. En los tiempos de Jesús muchos entendían las cosas literalmente.

2- El principio de la historia: buscar el sentido original

Hay ámbitos históricos, geográficos y culturales concretos. No hay un lenguaje humano general.

  • Debemos tomar en cuenta la doble paternidad de las Escrituras. Hay una doble paternidad. Los musulmanes creen que el Corán fue dictado por Alá. El Espíritu Santo no impuso estilos. Cuando la leemos debemos respetar su género literario y su trasfondo histórico.
  • El riesgo de importar ideas. Es peligroso importar ideas que son ajenas a la Biblia. Exégesis = decir lo que la Biblia dice. Eixégesis = hacerle decir a la Biblia lo que nosotros queremos que diga.
  • La intención del autor. Debemos preguntarnos que quiso decir el autor y como lo comprendieron sus lectores. El método correcto para encontrar el sentido original de un pasaje se le llama exégesis histórico-gramatical.

3- El principio de la armonía: buscar el sentido integral

No hay contradicciones en la Escritura. Cada autor tiene un énfasis diferente.

  • Dios se revela progresivamente. Dios habló gradualmente en el tiempo.
  • El sentido de cada pasaje se entiende a la luz de la totalidad de la revelación bíblica. La Biblia no es un libro de dichos independientes sin relación entre sí. Se deben armonizar las diferentes posiciones que enfocan los autores bíblicos.
  • Necesitamos integrar la enseñanza bíblica en un todo coherente. Vemos en la Biblia el tema de la depravación humana y el tema de dignidad humana, en donde el hombre es imagen de Dios. Debemos también encontrar el equilibrio en el pasaje de Romanos 13, que dice que las autoridades fueron puestas por Dios, con el de Apocalipsis 13, que dice que el Estado está aliado a Satanás.

Conclusión: Dios quiere hablarnos y debemos ser cuidadosos. Toda la Biblia es nuestro libro de texto. Debemos afirmar el sentido de sencillez y buscar el sentido natural. Debemos Afirmar el principio de la historia y buscar el sentido original. Debemos afirmar el sentido de armonía y buscar el sentido integral.


Principios básicos para interpretar la Biblia - Parte 2


4- El principio de modernidad: buscar el sentido esencial

Dios habla hoy, por lo tanto si bien habló en el pasado y en contextos específicos, la intención era que el mensaje fuera para todos los tiempos. Los cristianos debemos comunicar el mensaje bíblico de manera que sea capaz de ser fiel a la idea original pero a la vez no ser un mensaje anticuado. Debe traspasar ese abismo de 2000 años. Debemos preguntarnos que dice la Biblia Hoy.

  • Necesitamos reconocer los puntos ciegos de nuestra propia cultura. Estamos condicionados por nuestra cultura.
  • Necesitamos construir puentes: hacer la transposición cultural del mensaje bíblico. Se debe rescatar la esencia del mensaje y trasladarlo al marco de nuestra propia cultura.

 

Una manera bíblica de pensar

Tomar en serio las Escrituras nos permite percibir al mundo y a la vida con una perspectiva adecuada, usando todos los sentidos y facultades mentales que Dios nos ha dado.


Debemos conocer y obedecer la Biblia y es preciso que conozcamos y respondamos a la realidad que nos toca vivir.


Mente cristiana = una manera bíblica de pensar. El cristiano no debe estar aislado del mundo, sino que debe transformar el mundo para Cristo.


La iglesia debe ser una comunidad hermenéutica. Juntos leemos la palabra de Dios para descubrir la mente de Dios, y juntos leemos la realidad actual para entender lo que está sucediendo.


Pensar bíblicamente significa buscar cuál es la voluntad de Dios en el hogar y en el trabajo, en la vida de comunidad, en cuestiones de ética social y de política. Para eso debe estar alimentada por la palabra de Dios y renovada por el Espíritu Santo.


1- La perspectiva bíblica de la historia

A-    La creación: Dios creó todas las cosas.

B-    La caída: La tragedia de la humanidad.

C-    La redención: El pacto con Abraham se cumple en Jesucristo.

D-    La consumación: El fin ya ha empezado pero todavía no está consumado.


2- La perspectiva bíblica sobre el ser humano

Algunos ven al ser humano desde una perspectiva pesimista y otros desde una perspectiva optimista, algo así como una utopía.


La Biblia habla de una dignidad única como criaturas hechas por Dios y por otro lado nos enseña que el ser humano ha caído en la depravación total y está bajo el juicio de Dios.


Lo que soy por la caída debo repudiar y lo que soy por la creación y por la redención en Cristo debo afirmarlo y acrecentarlo.


Conclusión:

La Biblia es para hoy. Es la autoridad que guía al mundo ha la verdad en todos los tiempos. Nuestra responsabilidad es leerla con humildad y actitud reflexiva a fin de que entendamos junto a nuestros hermanos en la comunidad de fe, qué quiso decir el Espíritu cuando primero se escribieron esas palabras, y qué quiere decirnos hoy a nosotros. Nuestra obediencia será el punto de partida de un discipulado integral, una adoración profunda, y una evangelización que proclame con poder el mensaje de Dios al mundo contemporáneo.

 


Ideas Principales de:
John Stott, La Biblia ¿es para hoy?, Ediciones Certeza ABUA,
Buenos Aires, Argentina, 1.994. pp. 31-64

 

Last Updated on Saturday, 05 February 2011 17:24
 

Oficinas en California, USA: Instituto InterGlobal - P.O. Box 1526 - 40946 Big Bear Blvd. - Big Bear Lake, CA 92315 EEUU

http://www.institutointerglobal.org